top of page

¿Qué es el Síndrome de Ovario Poliquístico?



El Síndrome de Ovario Poliquístico (SOP) es un trastorno endocrino metabólico caracterizado por un incremento en el metabolismo y producción de los andrógenos ováricos o suprarrenales circulantes que pueden o no acompañarse de ovarios poliquísticos; su desarrollo se encuentra asociado a factores genéticos, ambientales y nutricionales.


De acuerdo con el Consenso sobre síndrome de ovario Poliquístico se estima que “el SOP es uno de los trastornos más frecuentes en edad reproductiva con una prevalencia del 6,5 al 8%”. Asimismo, pueden encontrarse entre un 15-20% en mujeres sanas y entre 30-40% en la época peripuberal.


Las manifestaciones clínicas pueden variar de acuerdo a la edad de la paciente, no obstante, generalmente aparecen en el periodo premenárquico y se asocian a alteraciones menstruales como la oligomenorrea (menstruaciones con intervalos de 36 a 90 días) o amenorrea (ausencia de menstruación al menos por tres meses) también puede presentarse hirsutismo y acné.


Alteraciones hormonales y metabólicas

Secreción de gonadotropina: en pacientes con síndrome de ovario Poliquístico se caracteriza por una liberación excesiva de LH (hormona luteinizante) y una secreción de FSH normal o disminuida. La principal función de la FSH es la estimulación de la maduración del folículo en los ovarios. Por otro lado, la LH promueve la estimulación de la ovulación y la esteroidogénesis en las células ováricas


Resistencia a la insulina: uno de los principales mecanismos metabólicos implicados en el síndrome de ovario Poliquístico es la insulinorresistencia. Esta condición contribuye a un aumento de los andrógenos ya que la insulina y el factor de crecimiento similar a la insulina (IGF-1) presentan un sinergismo con la acción de la LH en las células de la teca para producir andrógenos.


De igual forma, la insulina inhibe la síntesis la globulina fijadora de esteroides sexuales (SHBG) en el hígado, la cual reduce los niveles de testosterona circulante, promoviendo un incremento de andrógenos.

Aunque no en todos los pacientes se produce, se ha establecido una similitud entre el mecanismo de resistencia de los pacientes con SOP y diabetes mellitus tipo II, que deriva de una disminución a la tolerancia de la glucosa.


Hiperandrogenismo: se caracteriza por una síntesis elevada de andrógenos, originada por el ovario como la suprarrenal. En pacientes con síndrome de ovario poliquístico la actividad de la enzima citocromo P450c17 está aumentada, conllevando a un mayor estímulo y producción de andrógenos que alteran el desarrollo de los folículos y la ovulación.






¿En qué consiste el diagnóstico del síndrome de ovario poliquístico?

El diagnóstico se basa en la confirmación de algunos criterios como: hiperandrogenismo, trastornos menstruales y poliquistosis ovárica. El hiperandrogenismo puede evidenciarse mediante hirsutismo, acné y alopecia androgénica.


El hirsutismo es el crecimiento excesivo de vello ligado a la acción de los andrógenos. Se cree que el hirsutismo se presenta hasta en un 70% de las mujeres con SOP. El diagnóstico de hirsutismo se cuantifica de acuerdo al score de Ferriman-Gallwey. Básicamente el score clasifica diferentes zonas corporales y a cada una le asigna un puntaje que va de 1 a 4 en función del crecimiento de vello. Valores iguales o mayores a 8 son considerados como hirsutismo. Por otro lado el acné se cuantifica de forma independiente en cara y espalda y se clasifica en leve, moderado y severo, en función de la cantidad y tipo de lesiones. En el caso de la alopecia androgenética, es descrita como la pérdida de cabello que puede o no acompañarse de cicatriz.



Pruebas de laboratorio


Testosterona libre: es considerado como el andrógeno circulante más importante en la mujer y además el principal andrógeno involucrado en el desarrollo de hirsutismo. No obstante, actualmente se ha podido establecer que en el SOP, la testosterona total se eleva en el 50% de los casos.


Insulinorresistencia (IR): se presenta como la disminución de la utilización de glucosa. En mujeres con síndrome de ovario Poliquístico se presenta en más del 50% de todos los casos. El Gold standard para el diagnóstico de la insulinoresistencia es el clamp euglucémico.


Ecografía ginecológica: mediante la ecografía se pueden identificar y evaluar el volumen de los dos ovarios. Cuando las pacientes presentan síndrome de ovario Poliquístico uno o los dos ovarios de debe tener un volumen mayor a 10 cm3 y/o presentar 12 o más folículos de 2 a 9 mm de diámetro.


Tratamiento del síndrome de ovario Poliquístico

El objetivo general del tratamiento es corregir el hiperandrogenismo, mejorar los trastornos menstruales, de ovulación y las alteraciones metabólicas derivadas del síndrome.

Si deseas obtener más información sobre los exámenes y tratamiento del síndrome de ovario Poliquístico te invitamos a que nos llames o acudas a la clínica de la mujer.

17 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page